La tasa de cambio actual ($1 dólar = 20.69 pesos) convierte a México en uno de los destinos más accesibles. Para el viajero frecuente que quiere disfrutar más cultura que la que puede encontrar en la Riviera Maya, mi opción número uno es Mazatlán. La capital del camarón en México y un paraíso para el que gusta de la buena comida, Mazatlán está lleno de restaurantes increíbles. Los hoteles (incluyendo los all-inclusive) son muy baratos y auténticos ya que la mayoría no forman parte de grandes cadenas. La Marina El Cid, tiene grandes albercas que son perfectas para las familias, muy buena comida y grandes habitaciones (las tarifas son tan bajas como $100 dólares por una familia de 4 personas). Usted también puede disfrutar de una cena de primera categoría en un restaurante como Casa 46 por menos de la mitad de lo que pagaría en los Estados Unidos. Nota importante: Sinaloa (el estado donde se ubica Mazatlán) es donde se produce la mayor parte de los alimentos en México, por lo que los productos de Mazatlán son increíblemente baratos. Usted podrá darse cuenta de eso, en los principales restaurantes así como en los mercados en las calles.
México ofrece un gran número de actividades para los amantes de la playa y los buscadores de aventuras. Nada en un cenote, lánzate en una tirolesa o simplemente relájate en una bella playa llena de palmeras.
Ciudades como Mazatlán ofrecen belleza y confort con precios increíblemente bajos todo el invierno. Los hoteles de tres estrellas tienen tarifas desde $80 la noche, incluyendo las vacaciones de navidad. Aunque, para conseguir un cuarto frente al mar, las tarifas empiezan desde los $98 dólares por noche. Como Mazatlán cuenta con su propio aeropuerto, los vuelos tienden a ser accesibles también. Este invierno, paga alrededor de $400 dólares por un vuelo redondo a Mazatlán desde la mayoría de las grandes ciudades.

Link of the news -> link